domingo, 15 de enero de 2017

Mosto El Piraña, Trebujena

Visitamos el Mosto El Piraña (c/ Cantes de Trilla, 5), en Trebujena. Ya conocíamos esta muy destacable taberna especializada en el vino primero, recién fermentado, que dan las uvas de estos pagos, los mostos que crecidos se convertirán en los vinos generosos del Marco. En el 2014 también nos acercaron a este establecimiento los amigos Juan Jerónimo Timermans y Pilar Acuaviva y Juan Antonio Mena, del blog Tubal, para probar el vino con el que Juan Francisco Pulido Cabral, conocido como El Piraña por su parecido de chico con el personaje de la serie "Verano Azul", había ganado el Primer Premio en mostos artesanales del I Concurso de Vinos Jóvenes de la Denominación.


El mosto, de altísima calidad, sigue siendo el primer reclamo para visitar este local. Pero, con los años, ya no es el único. Juan Francisco en la sala y Rosa María García Conde en la cocina, decidieron ampliar el público de las tascas tradicionales a ese otro que también quería comer mientras disfruta de la bebida. Sin perder el atractivo típico de los Mostos, de botas a la vista y comedor popular, han ido recuperando guisos tradicionales de Trebujena y ahora ofrecen, junto al mosto, una cocina sabrosa, importante y de enorme calidad.

Rosa María García Conde y Juan Francisco Pulido Cabral

Para la ocasión, hicimos una prueba amplia de la Carta, realmente impresionante. Se pueden pedir los platos en formato tapa, ración o media. Todos muy generosos. Empezamos con un Albur en adobo, las lisas que se crían entradas en el bajo Guadalquivir y que han sido una de las bases de la comida de los riacheros que trabajaban a lo largo del río.

Seguimos con estas Cabrillas en salsa:

Luego, una de las maravillosas sorpresas del Mosto El Piraña, unos Camarones al ajillo, una sencilla creación de la casa que resulta espectacular, preparar los camarones como si de unas gambas al ajillo se trataran, con su punto justo de guindilla.

Entre los grandes productos que trabaja esta casa, destaca esta carne de ternera de raza Retinta, criada en libertad en el cortijo de Alventu, en las marismas del bajo Guadalquivir, aún término de Trebujena. La probamos de dos maneras. Aquí como Ternera estofada:

De esta misma carne, probamos el Churrasco de Ternera Retinta a la plancha, con guarnición de patatas caseras y cebolla caramelizada: 

No podía faltar el Ajo caliente, con rabanitos:

Probamos este Menudo:

Para finalizar, un espléndido Albur a la espalda, de algo más de un kilo:

Con los postres, pudimos probar los vinos Dulce, Oloroso y Cream de la Cooperativa "Virgen de Palomares", de Trebujena.

Como postre, un surtido con Tarta de turrón, Flan de queso y Tarta Tres Chocolates:


Juan Francisco Pulido Cabral

No hay comentarios:

Publicar un comentario