domingo, 18 de enero de 2015

ALMUERZO MURCIANO EN LA PEÑA "EL BERRUECO"

Teníamos muchas ganas de visitar la Peña Gastronómica Vinícola " El Berrueco", de la que habíamos recibido muchas referencias de la calidad de su cocina. Asistimos ayer a uno de sus Menús temáticos, en esta ocasión dedicado a introducirnos en la cocina marinera de Murcia. El resultado, empezando esta crónica por el final, fue realmente espectacular. En muy pocos sitios hemos comido tan bien  y tan abundante como en esta Peña "El Berrueco". Un lugar situado, además, en un precioso entorno de nuestra provincia, la pedanía de El Berrueco, con entrada desde la carretera de Chiclana a Medina Sidonia. La Peña "El Berrueco" se encuentra pasada la desviación a la propia pedanía y tras una curva que deja atrás lo que parece una pequeña ermita y el que fue local, ya cerrado, del restaurante Casa de las Américas.


Abierto desde Octubre de 2013, este proyecto que regenta Amalia Quero, aúna gastronomía con antigüedades, pues también funciona como almoneda, que permite comprar algunas piezas antiguas muy interesantes allí expuestas. El conjunto supone poder añadir el atractivo de comer -muy bien- rodeado de mucha belleza, tanto en la decoración de toda la casa como en la de las propias mesas. Abre de viernes a domingo (desde el desayuno a la cena), siendo preciso avisar antes de ir a comer, con una antelación de 48 horas, al teléfono 655560022.

Para esta ocasión, pudimos probar un menú completo de cocina marinera de Murcia y sur de Alicante, alrededor de un espectacular plato principal de Caldero, hecho a la manera de la isla alicantina de Tabarca.

Para beber, tomamos un Dolmo, de Bodegas Vicente Gandía, de D.O. Ribera del Duero. Un vino 100 % de uva Tempranillo, de cepas de más de 25 años. Tiene cuatro meses en barricas de roble nuevo.


Comenzamos con un Chupito de Ajo Blanco. En este caso con la particularidad del pan empleado, telera de pan de Medina, lo que le daba una textura más potente (a la vez que más tradicional) que la habitual en otros restaurantes. Muy sabrosa también la justa presencia del ajo en la receta.


Seguimos con una Almejas a la Marinera al estilo murciano. Están abiertas con una salsa Salmorreta, básica en la cocina murciana y alicantina. Con las particularidades de cada sitio o de quien cocine, esta salsa es un sofrito muy denso de tomates, ñoras, ajo y perejil.


Refrescamos un poco el paladar tomando, a continuación, una Ensalada especial de la casa. Con tomates Kumato, lechuga, aceitunas, aguacates, espárragos y granadas.


Pasamos al plato principal, el Caldero de Tabarca con Salmorreta. El Caldero parte de la ya mencionada salsa Salmorreta y de un suculento fumet de pescados de los llamados de morralla y verduras. Se suele tomar en dos vuelcos, un arroz seco (hecho en paella) y una cazuela caldosa con patatas y pescados. En el guiso tradicional, esos pescados eran los mismos empleados en el fumet, pero en la versión actual de los restaurantes se emplean otros pescados nobles, con el punto justo de cocción para quedar jugosos. A diferencia de los Calderos murcianos, éste de Tabarca utiliza mújol, nuestra prestigiosa lisa de estero, en su tamaño grande de serranillo.


Se sirven ambos vuelcos y los comensales pueden tomarlos uno detrás de otro, o bien remojar el arroz seco con el caldo y pescados de la cazuela. También se presenta salsa alioli para combinar con el arroz.

Ésta sería la paella de arroz seco del Caldero:

Y ésta, la cazuela de patatas y pescados (Lubina, Dorada y Mújol, Serranillos de estero):


Y, ya en el plato, combinado a nuestro gusto:


Terminamos este espléndido menú con un Pan de Calatrava. Es una especie de budin muy popular en la región murciana. Elaborado con huevos, leche y miga de pan o bizcochos, se hornea hasta que quede cuajado y se sirve frío. Se sirve, en algunos casos, adornado de nata y frutas en almíbar. En nuestro caso, llevaba naranja confitada, muy picada.


5 comentarios:

  1. Un menú extraordinario, muy bien acompañados y en un sitio único ¿Se puede pedir más? Buenos si, lo que aprendimos sobre la gastronomía mediterránea de Levante y Manga del Mar Menor. Gracias por tu crónica amigo ;O)

    ResponderEliminar
  2. Gracias por tus palabras y nos alegramos que os gustara y estuvierais a gusto, nuestro lema "Cocinar para los y por los amigos" un saludo

    ResponderEliminar
  3. El caldero de Tabarca se hace con gallina o cabracho, jamás con mijol. Ese es el murciano.
    Que por cierto, no hay color entre uno y otro. La gallina y el cabracho insuperables.

    ResponderEliminar
  4. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar