jueves, 5 de abril de 2012

Cotaller (nueva ubicación)

La Venta Ecológica Cotaller se ha trasladado recientemente a un espacio más cálido y acogedor, la antigua venta Torre Alta, también en la misma carretera de Puerto Real a Paterna, muy cerca del cruce del Hospital Úniversitario. Su horario es de 12h a 17h (todos los días, salvo los martes, que cierra) y, además, los jueves, viernes y sábados, también de 20h a cierre.


En el nuevo espacio, que sigue cogestionado por Ana y David en sala y Carmen en la cocina, destaca su amplísimo exterior, con cocina propia y cortavientos móvil, que permite su aprovechamiento en los próximos meses de calor, en los que ampliará su horario nocturno. El interior, conserva ese entrañable aspecto de venta de carretera familiar, antes especializada en el asado de carnes.

Ahora, ya como Cotaller, este gran espacio centrado en el restaurante ecológico, permitirá a la asociación que lo gestiona ampliar sus actividades de organización y producción de eventos culturales y artísticos, mantenimiento de una tienda de productos ecológicos y de comercio justo, así como de fomento de aprovechamiento económico y uso educativo de explotaciones agropecuarias ecológicas.

En nuestra primera visita a este nuevo local del Cotaller, optaqmos por un menú vegetariano. Aunque en la Carta había propuestas tan interesantes como lacón con grelos, ternera retinta o codillo de cerdo a la gallega.

Probamos unas jugosísimas croquetas de salicornia, el también llamado espárrago marino, que crece en las riberas de las salinas isleñas, comercializado por la joven empresa Suralgae. Croquetas crujientes por su sorprendente rebozado de semillas. No menos importante era el acompañamiento de verduras a la plancha, con piñones y semillas de calabaza y girasol, que desmienten rotundamente a quienes aún piensen que la comida vegetariana es algo monótono y aburrido.


Como plato principal optamos por el que va camino de convertirse en un clásico de este Cotaller, su paella de verduras ecológicas. Con el grano suelto, tan entero que anuncia que -como debe ser- no se ha removido durante su preparación, irreprochable de cochura en un concentrado fondo verde de hortalizas de primavera: guisantes y habitas, con un toque de romero fresco. La paella llega ya perfectamente reposada y guarda, para el final, la dulce golosina de un magnífico socarrat, ese arroz caramelizado en contacto con el metal de la paella.


Para terminar, una tarta de tres chocolates, que juega con texturas diferentes: desde la gelatinosa del chocolate negro a las espumosas mousses del blanco o del con leche.



Entre las novedades, la presencia de botellines de cervezas artesanas de Kettal, elaboradas por ingleses en la campogibraltareña Palmones, exclusivamente con  cebada malteada, lúpulos, levaduras y agua, sin pasteurizar y libres de compuestos químicos. Pronto, también en barril.

Y el anuncio de un cambio de carta, para la nueva estación, en las próximas semanas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario